Ramsés II Ramsés II Author
Title: DESTACADOS "ACTORES" POLÍTICOS
Author: Ramsés II
Rating 5 of 5 Des:
DESTACADOS "ACTORES" POLÍTICOS LA DISPUTA POR EL PODER El enfrentamiento entre el presidente municipal, JORGE ASTIAZAR...
DESTACADOS "ACTORES" POLÍTICOS

LA DISPUTA POR EL PODER

El enfrentamiento entre el presidente municipal, JORGE ASTIAZARÁN ORCÍ, y el síndico procurador, ARTURO LEDESMA ROMO, lejos de ser un simple intercambio de acusaciones, es en realidad un complejo y delicado conflicto de intereses que van más allá de la extorsión y el hostigamiento.

La aspiración de ARTURO LEDESMA no es el cobro de 80 millones de dólares, como acusó el alcalde. Su meta es más ambiciosa: despojar a ASTIAZARÁN del poder y entregar el control del gobierno municipal a su grupo político-familiar. 

Para entender esta disputa, es preciso considerar los siguientes aspectos:
Tanto el alcalde JORGE ASTIAZARÁN, como el delegado de la Conagua, EDUARDO LEDESMA ROMO (hermano mayor de ARTURO), han mostrado públicamente su afinidad y su pertenencia al grupo político del ex alcalde de Tijuana, JORGE HANK RHON.

Jorge Astiazarán Orcí
Sin embargo, la relación entre EDUARDO LEDESMA y JORGE HANK no se encuentra en su mejor momento, a pesar de que el primero es ahijado político del segundo.

Como consecuencia de lo anterior y tomando en cuenta que una administración municipal tiene mayor envergadura política que una delegación federal, JORGE HANK prefiere mantener en buen estado la relación con su médico de cabecera. 

Al enfriar su amistad con JORGE HANK, EDUARDO LEDESMA autorizó que ARTURO abriera fuego en contra de ASTIAZARÁN y le disputara el control del Ayuntamiento.

Arturo Ledesma Romo
ARTURO LEDESMA utilizó primero una resortera para suspender a dos funcionarios de la Secretaria de Desarrollo Urbano. Minutos más tarde, dominado por el impulso y la rabia, sacó una bazuca y disparó en contra del primer círculo del alcalde, a través de la suspensión del secretario general de Gobierno, BERNARDO PADILLA MUÑOZ, a quien acusó de daño patrimonial.

Tras el ataque, los LEDESMA perdieron el control de la situación, pues no lograron el efecto planeado, que era amedrentar al alcalde y establecer condiciones que les fueran favorables para negociar sus exigencias. Por el contrario, iniciaron una guerra de enormes proporciones que anuncia grandes pérdidas para ambos bandos.

En respuesta, ASTIAZARÁN lanzó una contraofensiva más dura: acusó a ARTURO LEDESMA, a su hermano MIGUEL (quien iba a ser el síndico) y a dos asesores de Sindicatura de extorsión y hostigamiento.

Jorge Hank Rhon
Con estos elementos se sentó, al interior del Ayuntamiento, una crisis política sin precedentes que puso en riesgo no sólo las relaciones entre los dos grupos políticos, sino la operatividad del gobierno municipal.  


Esta crisis obligó a que se creara una comisión (integrada por el alcalde, los dos síndicos y los regidores) para negociar un acuerdo. 

En la sesión pública de esta comisión, celebrada el 3 de marzo, a la que fueron convocados los medios de comunicación, alcalde y síndico no lograron conciliar, por lo que los involucrados decidieron discutir en privado.

Después de 90 minutos de deliberación a puerta cerrada tampoco hubo trato, sólo un abrazo para la foto entre ARTURO LEDESMA y BERNARDO PADILLA.

Con el aumento de las tensiones y sin ningún acuerdo de por medio es necesario analizar las formas para ver el fondo.

 Eduardo Ledesma Romo  
A pesar de que los señalamientos del alcalde en contra del síndico son graves y competen al ámbito penal, ASTIAZARÁN no denunció estos hechos ante las autoridades competentes.

El alcalde acusó a los hermanos ARTURO y MIGUEL, pero no a EDUARDO, quien es considerado el cerebro operativo y líder del grupo; por su parte, EDUARDO LEDESMA, quien se abstuvo de intervenir públicamente en la pelea, tampoco atacó de manera directa al presidente municipal.

Con estos antecedentes, queda claro que tanto JORGE HANK RHON, como EDUARDO LEDESMA ROMO, juegan un papel protagónico en esta disputa, aunque superficialmente el conflicto sea entre ARTURO LEDESMA y JORGE ASTIAZARÁN.

 Bernardo Padilla Muñoz
Por otro lado, no hay que perder de vista que tanto los señalamientos del síndico en contra de BERNARDO PADILLA, como los del alcalde en contra de LEDESMA, son acusaciones graves, que constituyen los delitos de daño patrimonial (en el caso del secretario) y extorsión (en el caso del síndico, su hermano MIGUEL y los asesores de la Sindicatura); por lo tanto, los involucrados deben ser investigados por las autoridades competentes y se debe esclarecer quién miente y quién tiene la razón.  

Es urgente que el presidente municipal y el síndico actúen con madurez política y establezcan una tregua que despeje los obstáculos para el correcto desempeño de la administración municipal, sin quitar el dedo del renglón en lo referente a las investigaciones en contra de quienes presuntamente incurrieron en ilícitos. 

PÁJAROS EN EL ALAMBRE/ www.bcnoticias.info

FUENTE: http://bcnoticias.info/index.php?option=com_content&view=article&id=1364:la-disputa-por-el-poder&catid=17:opinion&Itemid=167

About Author

Advertisement

 
Top